notas

Acerca de abrir portales y otras yerbas

Por 4 abril, 2020 Un comentario

Cuando se abre un “portal” lo que se atrae es por afinidad de forma.
En este plano funciona así.
La buena intención y la carita de santo no engañan a nadie.
Menos a seres que se alimentan de nuestro caos y confusión.

Ser portador de la frase feliz “somos luz” ya no alcanza, si es que alguna vez fue efectiva.
Es como tomarse una pildorita para el dolor de muelas: calma, sí, pero no limpia la podredumbre en la raíz.
Nos transformamos es una sociedad portadora de virus, enfermedad, miseria, cuando lo que tiene que estar realmente en luz está ignorado:
 
-no busquemos cambiar la cosa, que justamente la cosa viene a nosotros para que nosotros cambiemos de una vez por todas
-no busquemos la unidad, ya estamos unidos.
¿no te diste cuenta?
Más bien trata de apreciar esto.
Al universo le da igual si meditamos o no. Lo que no le da igual es cómo vibramos.
En esta era es más realizable que se ilumine un ama de casa o un jardinero que un budista.

 
Lorena

Lorena

Desde la infancia, los seres arbóreos son mi familia. En las manos de mi abuela adquirieron magia, olor y medicina. En las manos de mi papá, la magia se elevó elegante y sobrio como un pino, en la que cada noche el cielo descargaba sus estrellas para hacernos refugio de lo divino en la tierra.

Un comentario

Dejar una respuesta